Beneficios del pistacho para la salud

El pistacho un fruto seco como otros -avellanas, nueces, almendras-, que se usa en gran cantidad de comidas, como un rico helado o una torta. Sin embargo, además de su delicioso sabor, el pistacho tiene grandes beneficios para nuestra salud.

El corazón

Como bien sabemos, las personas con un nivel de colesterol, lípidos y lipopotreínas elevado tienen riesgo de sufrir problemas al corazón. El pistacho, por sus altos niveles de luteína, beta-caroteno y gamma-tocoferol (responsables de la vitamina A y E) respecto a otros frutos secos, aumenta el nivel de antioxidantes en sangre.

¿Por qué esto es importante? Porque los antioxidantes logran que gran parte del colesterol LDL -el llamado “malo”- se diluya. Con esto se evita que llegue a los vasos sanguíneos y cause una inflamación de los mismos.

Por otra parte, al ser ricos en vitamina B6, ayudan al cuerpo a generar más hemoglobina, la encargada principal de transportar el oxígeno a las células. De esta forma, personas que tengan cansancio, sueño o anemia pueden ayudar a sus síntomas con unos cuantos pistachos.

 

Diabetes

Comer pistachos puede prevenir la diabetes tipo 2, ya que contiene fósforo, importante para convertir las proteínas en aminoácidos y ayudar a balancear los niveles de glucosa. Una taza de pistachos tiene el 60% de la cantidad diaria recomendada de este mineral.

Sistema inmunológico y sistema nervioso

 Como ya dijimos, el pistacho cuenta con grandes cantidades de vitamina B6. En el sistema nervioso, esta vitamina ayuda a la creación de aminoácidos, necesarios para las moléculas mensajeras llamadas aminas. Además, favorece la creación de mielina, una especie de aislante alrededor de las fibras nerviosas, que mejora la transmisión. La serotonina -neurotransmisor-, la melatonina -hormona-, la epinefrina -más conocida como adrenalina- y el ácido gamma-aminobutírico se sintetizan mejor con buenos niveles de la vitamina B6.

La vitamina B6 contenida en los pistachos ayuda también al sistema inmune a luchar contra infecciones, ya que mejora las funciones de órganos tales como el bazo, encargados de producir glóbulos blancos.

La belleza de la piel

La vitamina E, contenida en los pistachos, conocida por ser un potente antioxidante usado a menudo en belleza, es la encargada de mantener la integridad de nuestra piel, protegiéndonos de los rayos UV, dándole al mayor órgano de nuestro cuerpo defensas suficientes para prevenir el envejecimiento prematuro y el cáncer de piel.

Estrés

Comer pistachos ayuda a nuestro cuerpo a bajar la presión arterial y la frecuencia cardíaca en momentos de estrés . Una buena dosis de pistachos en una dieta con bajo nivel de grasas ayuda a controlar todos esos momentos del día en que todo parece desbordarse.

¿Has comido pistachos alguna vez? ¿Cuál es la forma en que te gusta prepararlos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *